Casa Cor: en sintonía con el espíritu

Por la Arq. Gabriela PALLARES

También a mitad de año pero en Brasil, la 29a. edición de Casa Cor, realizada en la sede del Jockey Club de San Pablo, brindó la posibilidad de apreciar los 70 espacios más sus exteriores circundantes, pensados en base a sustentabilidad, a las tecnologías LED y automatizaciones, en la identidad de Brasil presente en los detalles como las paletas cromáticas, el verde omnipresente y una creatividad a prueba de modas pasajeras.  Todos los espacios distintos, todos personales, todos impactantes, todos con recursos, ideas y pautas claras, con autoría de los más prestigiosos diseñadores brasileros. Un placer recorrerla y admirar esa capacidad constructiva y conceptual.

Una lección de cómo combinar lo diferente con elegancia, como usar paletas audaces de colores sin el siempre eterno miedo de “va a achicar el espacio” , cómo usar el verde y los arreglos vegetales sin repetir siempre lo mismo, cómo mezclar estilos o escalas de piezas con éxito, en resumen, resultó una lección intensiva en 70 capítulos.

El evento, que se realiza anualmente desde 1987, tiene 19 franquicias nacionales en distintos estados de Brasil (Bahía, Brasilia, Río de Janeiro, entre otros) y 4 internacionales (Ecuador, Perú, Bolivia y Chile). Desde entonces ha pregonado que la creatividad y las buenas ideas caben en cualquier espacio y su visión, según reza su sitio web, es “crear experiencias únicas de vivir, que inspiren, emocionen, transformen y estén en sintonía con el espíritu de la época”.

La experiencia bien vale la pena, además del circuito interminable de opciones que ofrece la ciudad, coincidir con este tipo de exposiciones son una oportunidad de medir la potencia y talento que hay en Brasil para generar espacios interiores y exteriores a cuál más excepcional. De verdad, no hay uno que uno diga, no saco una buena idea o no tiene una pieza singular, o una deco impactante.

Si algo se aprende de estas cosas, son algunas lecciones que deben recordarse más seguido:

  • No temerle a experimentar, a mezclar, nada está escrito en piedra, generalmente las cosas pueden redistribuirse, repintarse, reubicarse, pero como decía Albert Einstein: “no se consiguen resultados distintos haciendo siempre lo mismo”.
  • Llegado un momento en la vida es preferible “menos” pero de mejor calidad que “más” con terminaciones dudosas…y esto es válido para decoración, ropa… ¡y hasta amistades!
  • La importancia de la personalidad, el carácter y lo local son atributos que no pasan de moda y diferencian con respecto al resto …de las personas y los países. Interiores súper producidos pero iguales a todo, quedan out rápidamente y dicen muy poco del propietario, en cambio, la mezcla “pensada” y seleccionada  de cosas personales, de viajes, familiares y de experiencias propias son las que hacen únicas nuestras opciones y por ende ¡se prestan a ser mejor vividas y usadas!
  • Usualmente aún sin tener preparación formal, quien se sienta a “pensar” su casa arma una suerte de puzle con piezas que realmente valora, sirve en mayor o menor medida cómo uno quiere que lo perciban desde afuera, y es saludable concentrarse en buscar un equilibrio entre “algo usado, algo nuevo, algo rematado, algo encontrado, algo reciclado, algo familiar, algo comprado”. Como en el caso de la ropa, lo que hace que nuestra casa  u oficina hable de nosotros y no sea impersonal o descuidada.
  • No siempre lo más caro queda mejor, hay muy buenas ideas que pueden lograrse con pocos recursos: desde sólo probar reacomodar muebles, a organizar cuadros colgados de manera distinta, agrupándolos de determinada forma, armar un sector de plantas con una iluminación rasante desde abajo que “manche” de luz el techo, o cambiar fundas de almohadones, juntar dibujos de los niños de casas y enmarcarlos iguales, o fotos de un viaje todas simétricas en blanco y negro contra un fondo verde petróleo pueden ser mucho más lindas en nuestro hall de entrada que el portallaves contra la pared blanca.

No Comments Yet

Comments are closed

Seguinos en nuestras redes!


+598 9834 3636
doblealturadeco@gmail.com
Montevideo – Uruguay