PINCELADAS en clave INDUSTRIAL

Fotos | Catalina TORRES
Estilismo | Tefi DÍAZ

Contrastes atrevidos para la rutina pero naturalizados en la frescura de una joven artista en busca de sueños personales y profesionales, quedan visibles desde su lugar en el mundo

No hace falta establecer una línea de diseño que abarque absolutamente todos los componentes que la caracterizan. Hoy la fusión es la tendencia, y la tendencia es movimiento dentro de lo que alguna vez fue estático y definido. Esta reflexión se materializa en el apartamento de una millennial, que conforme al estilo de vida que proyectó, solicitó un “estilo industrial” para el primer hogar que habita fuera del seno familiar.

Gracias a la innumerable diversidad de elementos del interiorismo decorativo, es posible generar un look vintage en lo alto de una torre, o una estética super contemporánea en una chacra marítima. Esto corresponde a la ductilidad de las tendencias de diseño, que independientemente de donde se las convoque, la intervención profesional encuentra siempre una respuesta acertada para transformarlas en espacios contenedores de vivencias.

Partiendo del metier editorial de Doble ALTURA deco como plataforma de diseño y producción de estilismo en la arquitectura de interiores, se dio respuesta a un encargo específico que llegó a su mesa de trabajo con la clara solicitud de lograr una “deco de revista”. Proyecto y dirección fueron abordados por la arquitecta Ma. Fernanda Navarro asociada en esta oportunidad a la licenciada en diseño de interiores Leticia Achard, directora de Estudio 1601 en Montevideo.

Este interior se encuentra en la Torre Gaudí, uno de los edificios recientemente inaugurados en Punta del Este, en el cual algunos gestos de su fachada hacen referencia al arquitecto catalán, que no tuvo reparo en teorizar y ejecutar con indiscutible propiedad las líneas curvas, las formas ojivales y el manejo del color. Así trascendió su legado para dejar una huella firme en el vínculo del habitar con el habitante en la época que se encuentre.

Este último parámetro se tomó de base conceptual en este apartamento de 98 m2 de planta y una ubicación privilegiada en la proa del edificio. Por un lado, como condición de vivienda permanente para Sophia que vive con su mascota, y por otro, la necesidad de espacios definidos pero a su vez flexibles para recibir amigos y vivenciar largas jornadas de pintura y dibujo, ya que en su corta carrera como licenciada en ilustración digital, su pasión por los comics la llevaron a ser convocada para dibujar una de las portadas del sitio lektu.com de e-comics y e-books. Por tal motivo, en uno de los cuartos se ubica su dormitorio, y en el otro su escritorio, con amplitudes necesarias para guardar láminas de gran formato, marcos y demás materiales gráficos que provienen de su propia producción, de material de estudio y publicaciones de referentes en su área de trabajo.

El aparador, un insustituible. El modelo Cairo (que Legno personalizó en base a su modelo standard) tiene generosas dimensiones y protagoniza la única pared entera del apartamento como para instalar dispositivos de guardado a lo largo de 3.5 metros. Sobre él una repisa para exhibición de figuras de colección y demás pinturas que la propietaria ya tiene en creación, ahora a medida de su flamante apartamento. La tapa es de madera de Abeto macizo (color natural) y las puertas en metal desplegado con marco en la misma madera teñida de negro, corredizas para optimizar espacio. Los accesorios y libros (de Tutto Deco y Bookshop respectivamente) cuentan historias de artistas y lugares en el mundo, propios de una joven viajera que eligió el lapiz y su pulso como el gran motor de su profesión. Las láminas están simplemente apoyadas y fueron enmarcadas especialmente para el ambiente (Cuadros Ávila).

 

Un living en escena. La propuesta del espacio principal con grandes ventanales continuos que generan una vista de casi 270 grados hacia la Península, es donde se ubican el living y el comedor. Entre maderas naturales o teñidas, una paleta muy fresca formada por azules jean, diferentes tonos de rosas y grises conforman la pieza que articula este espacio: un gran sillón en L. El gris oscuro y el negro tienen aquí gran protagonismo para materializar la estética industrial solicitada, que a pesar de no contar con techos altos, las clásicas aberturas de hierro en cuadrantes, ni añejos muros a conservar, se logró un look altamente neoyorkino a través de la implementación de recursos como el empapelado en paredes (imitación ladrillo) y en el cielorraso (imitación cemento), cortinas y bandeau en terciopelo que respondiendo a una intención escenográfica van de piso a techo y corren por un barrote continuo (todo confeccionado a medida por O` Interiorismo), y por la presencia del metal en otros varios elementos, a través de varillas o chapas.

 

La mesa central del living fue la encargada de incluir una superficie altamente resistente: tapa en Dekton Trillium (de Marmolería Anibal Abbate) sobre estructura de hierro pintada.
La mesa central del living fue la encargada de incluir una superficie altamente resistente: tapa en Dekton Trillium (de Marmolería Anibal Abbate) sobre estructura de hierro pintada.

El rincón de lectura. Desde el hall de distribución se vislumbra parte del skyline puntaesteño, y donde convergen las miradas, una butaca para lectura recompone el clásico modelo BKF en suela color whisky (realizada a medida por Viladeco), se ubica junto a una luminaria de pie (de Zum) y el rack para la TV, que es una versión customizada del modelo New York (de Legno), realizado en madera de Abedul y madera natural Multi laminada con terminación laca PU. La iluminación de todo el espacio se diseñó en base a spots direccionados en el hall, y rieles en el sector del living con efectos puntuales sobre la mesa ratona y accesorios de la repisa.

 

El textil del sillón (en calidad stone wash de Reina Ana Tapices) fue diseñado a medida con costuras exteriores para afianzar el look fabril, que junto al empapelado imitación ladrillo fueron seleccionados para una vida bien ágil y urbana, y un mantenimiento sencillo para una mascota que también lo disfruta.

 

El arte mural dijo presente. El comedor fue un proceso de varias etapas, tanto en el proyecto como en la materialización. Instalada y apropiada la idea de una mesa alta con banquetas para acompañar el gusto de Sophia, se sugirió (además de cerrar el pasaplatos que lo vinculaba originalmente a la cocina) caracterizar la pared con un gran mural que fuera el punto focal del proyecto.

A partir de charlas con la propietaria se le propuso un mural con diseños florales, neutro pero a la vez colorido, contrastado con el sillón y basado en una composición de trazos libres, luego Sophia imaginó allí una imagen pintada por ella, y finalmente su amigo y artista Alfonso Villagra (cuya grifa artística es Art is 4 Lovers y quien supo incurrir en murales de la Casa Louis Vuitton en París) creó para ella el perfil de Angelina Jolie, que Sophia intervino con una pincelada de unicornio en tonos de azul, vinculando así su hogar con su grafismo preferido. Esta composición es un marco inmejorable para el sector del comedor y la gran terraza que desde allí se accede, la que mira al mar con una magnifica vista de la Playa Mansa.

El contraste del gris de las paredes del hall (color Estaño código 30GY 40/029 de la Carta de Colores de INCA) con los zócalos blancos y la puerta tipo granero de riel superior (realizada a medida por Matías Casco) recomponen también en el acceso al apartamento y sector de distribución la estética fabril perseguida para el resto del living.

 La mesa central del living fue la encargada de incluir una superficie altamente resistente: tapa de Dekton Trillium (de Marmolería Anibal Abbate) sobre estructura de hierro pintada.

Muebles de diseño customizados. Un rack y un aparador, diseñados a medida por Ignacio Sanguinetti e Ignacio Percovich (responsables de Legno, estudio de diseño de mobiliario), replantean la estética manufacturera asociada al espacio a través diferentes texturas de madera. Del mismo estudio se seleccionó la mesa de comedor modelo Turín (en Abeto macizo pero teñida de negro), complementada por sillas inspiradas en el modelo Tolix y dos grandes campanas suspendidas sobre la mesa, que simulan las antiguas luminarias de alumbrado urbano. Fue de vital importancia sumar un estudio de diseño de muebles para lograr el look industrial requerido en el espacio.

 

Fresco y orgánico. El dormitorio es en suite, a pesar de las dimensiones acotadas. Se diseñó una gran mesada en carpintería de madera en la pared frontal a la cama que oficia a la vez de cajonera, apoyo de la TV y dressoir, sobre el cual un espejo de forma orgánica en madera de Eucaliptus clear (color natural) va en consonancia perfecta con los herrajes de la cómoda (equipamiento realizado a medida) y de las mesas de luz (de Kave Home). También dijo presente en este ambiente una versión inspirada en la silla Wishbone, la más famosa del arquitecto, diseñador y notable ebanista Hans J. Wegner y que desde la década del 50 se considera como una pieza ícono del diseño danés.

 

El empapelado una vez más otorga lo necesario para dar originalidad a un espacio tan propio como el dormitorio (modelo Terrazo de Sophie Empapelados) en el sector superior del cabecero de la cama, diseñado como lambriz para ocultar tomas eléctricos y pintado igual a la pared opuesta (color Azul astral código 90BG 17/090 de la Carta de Colores de INCA), sobre el que apoya una lámina abstracta (reproducida y enmarcada por Ávila Cuadros). Para la ropa de cama se apostó a los tonos canela, en textiles estilo Tusor teñido artesanalmente para el edredón reversible, al igual que el cubre sommier en color gris y almohadones en gris oscuro y cemento (todo customizado por Maison Cucú).

 

Como corresponde en un home office acorde a los tiempos que corren, la silla operativa modelo Okey de diseño italiano (de Quadrifoglio para Grassi Uruguay) favorece la postura correcta a partir de los materiales del asiento y respaldo, además de las diferentes posiciones disponibles en la silla. Cierra este espacio una alfombra de algodón (de la colección nórdica de Tutto Deco).

 

Contrastes en el home office. La ilustración gráfica requiere de varias herramientas con tecnología aplicada, por tal razón se seleccionó una combinación de melamínicos (blanco y roble) para el escritorio en L y perforaciones para tomas eléctricos, con puertas y cajones sin herrajes sino con sistema push. Este es el espacio donde la propietaria dio rienda suelta al contraste de colores vibrantes derivados del rosa y el amarillo (colores Fulgor africano 12YR 40/146 y Curry dorado 40YY 49/546 de la Carta de Colores de INCA respectivamente), a partir de que el proyecto determinara la línea diagonal como elemento decorativo en las paredes (trazadas con la propia pintura o en el diseño zig zag del empapelado como fondos del escritorio).

 

A pesar de que una nueva generación se apropia de gustos y requerimientos prácticos para vivir y trabajar desde casa, el proyecto de interiorismo para Sophia nunca perdió de vista su sensibilidad por el arte, los trazos y la necesidad de que sus producciones tuvieran espacio de guardado y exhibición, además de generar los sectores necesarios para su rutina diaria.

Seguinos en nuestras redes!


+598 9834 3636
doblealturadeco@gmail.com
Montevideo – Uruguay